Sogamoso, Boyacá. En el marco del Plan Choque Construyendo Seguridad fase 9, la Policía en el departamento de Boyacá, a través del grupo GAULA y en coordinación con la Fiscalía segunda especializada delegada ante el GAULA, logró la captura por orden judicial por el delito de extorsión agravada de una mujer de 24 años.

La captura de esta persona se efectuó en la terminal de transportes del municipio de Sogamoso, quien es reincidente en la comisión de este delito, toda vez que presenta antecedentes por extorsión en otros departamentos. Delinquía mediante la modalidad de extorsión carcelaria denominada “falso servicio”, siendo la encargada de recibir el dinero y recolectar la información de las víctimas para que delincuentes dentro de los centros carcelarios realizaran llamadas a comerciantes y empresas del departamento de Boyacá.

Uno de los hechos que originó la expedición de la orden de captura ocurrió en el municipio de Paz del Río, donde aduciendo ser contratistas y requiriendo un servicio de un carro tanque de agua en zona rural, al llegar el conductor al lugar indicado, se comunicaron con él vía telefónica haciéndose pasar como integrantes del ELN y a través de intimidaciones le hicieron detener el vehículo y apagar el celular. Posteriormente llamaron a la empresa exigiéndole la suma de $20.000.000.

La modalidad de extorsión carcelaria denominada “falso servicio” se caracteriza por que una empresa que ofrece un determinado servicio (mudanzas, carga, grúas, etc) es contactada telefónicamente por los delincuentes, con el fin de solicitar un servicio muy bien remunerado a zona rural del departamento, posteriormente cuando el conductor del vehículo se encuentra en el sitio, recibe una llamada de una persona que se identifica como integrante de un grupo armado organizado GAO, quien a través de amenazas exige al conductor que detenga el vehículo y apague el celular; después de esto el delincuente llama a la empresa o a la familia argumentando que tiene secuestrado al conductor del vehículo y que deben consignar una suma de dinero que oscila entre 100 mil y 5 millones de pesos o que de lo contrario atentan contra la vida del conductor e incinerar el vehículo. Las personas por temor terminan consignando el dinero exigido.

Invitamos a la ciudadanía a que denuncie de manera oportuna este tipo de conductas delictivas que atentan contra la libertad personal y el patrimonio económico, a través de la línea de atención 165, y a recibir la asesoría por parte de personal capacitado en la atención de casos de extorsión, fomentando así la cultura de autoprotección a sus empleados y familiares frente a este flagelo para evitar que suministren información personal y que conozcan como actuar frente a situaciones como la antes descrita.

compartir:
error2000
fb-share-icon0
Tweet 5

Deja un comentario

es_COSpanish